Hábitos Extraños de Personajes Exitosos para ser más Creativos y Productivos

A continuación algunos ejemplos de hábitos extraños de personajes famosos y exitosos en los negocios, que emplean para despertar su creatividad y ser más productivos:

Bill Gates: se mece en su silla
Este inventor y empresario es famoso por crear el sistema operativo Windows, gracias a lo que, a lo largo del camino, ha logrado acumular una fortuna de $95 000 millones. Pero el hecho de que Bill Gates sea exitoso no significa que no pueda ser una persona peculiar. De acuerdo con Business Insider, Gates logra pensar mejor cuando está sentado en una silla mecedora, y, por lo general, se acomoda en una de estas cuando debe tomar alguna decisión importante.

Jeff Bezos: lava los platos
Es probable que el propietario de Amazon, Jeff Bezos, al estar al frente de una empresa de billones de dólares, no disponga de demasiado tiempo libre. Pero una actividad para la que siempre encuentra espacio en su agenda es lavar los platos, una tarea posterior a la cena que Bezos describe como lo más “sexi” que hace.

Jonathan Franzen: trabaja con los ojos vendados
Jonathan Franzen, escritor estadounidense aclamado por la crítica, autor de libros con éxito de ventas tales como Las correcciones, tiene un hábito particularmente extraño en lo que a escritura respecta. A fin de minimizar las distracciones, el escritor trabaja en una habitación insonorizada, con las persianas cerradas. Y como si eso no fuese suficiente, Franzen incluso se coloca tapones para los oídos y una venda para los ojos, con la intención de asegurarse de estar completamente enfocado en su trabajo.

Steve Jobs: no comía otra cosa que no fueran zanahorias
El difunto y excelente jefe supremo de Apple tenía una afición a los hábitos peculiares. Además de vestir el mismo atuendo todos los días, Jobs tenía una debilidad por las dietas de moda. En una oportunidad, durante semanas enteras no comió otra cosa que no fueran zanahorias, y, según se dice, adquirió una tonalidad anaranjada como resultado.

Benjamin Franklin: tomaba “baños de aire”
El hombre cuya imagen adorna el billete estadounidense de $100 tenía una extraña rutina de mañana: se sentaba desnudo al lado de una ventana abierta en su residencia durante al menos media hora para permitir que el aire frío circulara alrededor de su cuerpo.

Warren Buffett: toca el ukelele
Al ser uno de los hombres más ricos del planeta, ¿cómo escoge este industrial y filántropo pasar su tiempo libre? Warren Buffett aprendió por su cuenta a tocar el ukelele de cuatro cuerdas cuando tenía 18 años de edad, y en la actualidad aún continúa tocando dicho instrumento con regularidad. De hecho, se ha vuelto tan bueno que incluso ha tocado junto a Bon Jovi.

Simon Cowell: escala árboles
Simon Cowell, el magnate de los medios de comunicación responsable de los productos de entretenimiento más exitosos del mundo, es reconocido por lanzar comentarios desagradables en afamados programas de televisión, como America’s Got Talent. Pero lejos de la pantalla, pareciera tener una faceta mucho más sensible.

Sandy Lerner: disfruta de las justas
La fundadora de CISCO Systems es una de las empresarias más exitosas del mundo. Pero ¿qué hace la icónica emprendedora del sector tecnológico cuando no está en la oficina? Compite en justas, desde luego. Sandy Lerner incluso cuenta con su propia colección de lanzas, caballos y disfraces de época.

Yoshiro Nakamatsu: aguanta la respiración
Este legendario inventor japonés posee más de 3300 patentes, pero la fuente de sus innovaciones más revolucionarias podría sorprenderte. Nakamatsu cree que obtiene las mejores ideas cuando está próximo a ahogarse, ya que afirma que privar al cerebro de oxígeno al estar bajo el agua la mayor cantidad de tiempo posible mientras nada le ayuda a estimular su creatividad.

Mark Zuckerberg: viste siempre las mismas prendas
Una gran cantidad de cambios han tenido lugar desde que el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, lanzó su gigante de las redes sociales al mundo; no obstante, algo que no ha cambiado es su vestuario. De hecho, Zuckerberg usa el mismo atuendo insulso todos los días, ya que afirma que vestir siempre lo mismo le permite centrar sus energías en decisiones más importantes.

Elon Musk: divide la vida en segmentos de cinco minutos
Elon Musk parece dividir su tiempo entre cualquier cantidad de increíbles proyectos. Cuando no dirige Tesla, intenta lograr que la exploración del espacio sea más accesible o desarrolla lanzallamas solo por diversión. Por ello nos preguntamos, ¿cómo es que logra hacer tantas cosas? Musk divide todo su día en segmentos de cinco minutos a fin de que su jornada resulte más productiva.

Richard Branson: bebe 20 tazas de té al día
El fundador de Virgin es uno de los empresarios más famosos del planeta. A pesar de su éxito, no obstante, Richard Branson es un hombre de gustos sorprendentemente sencillos. En efecto, en lo que respecta a impulsar su rutina diaria, este empresario británico recurre al modesto té, y admite que bebe hasta 20 tazas todos y cada uno de sus días.

Dan Brown: se cuelga boca abajo
El aclamado autor de El código Da Vinci tiene una cura única para el bloqueo del escritor. Aparentemente, cuando tiene algún inconveniente con una historia, Dan Brown se cuelga boca abajo desde algún equipamiento de gimnasio. Se dice que la técnica, conocida como “terapia de inversión”, estimula la concentración al permitir que una mayor cantidad de sangre fluya hacia el cerebro.

Fuente: MSN Dinero

236