Qué es un Sistema de Control de Gestión de Costos?

Un sistema de control de gestión de costos busca lograr mayor eficiencia en el funcionamiento de la empresa dentro de un entorno competitivo y de recursos limitados; abarca toda la empresa, mediante el cual los directivos influyen en otros miembros de la organización para asegurar la obtención de los recursos necesarios y su utilización eficientemente, esta influencia abarca aspectos cuantitativos y cualitativos de la gestión.

Existen diversos mecanismos de control, algunos pueden evaluar los procedimientos de actuación, mientras que otros pueden evaluar la calidad de la gestión, así también algunos permiten evaluar las acciones antes de desarrollarse y otros luego de desarrolladas, sin embargo todos los métodos tienen por característica común el incidir sobre las acciones y conductas de las personas, por tanto la función de control se ejecuta sobre personas y no sobre cosas.

El sistema de control debe ser preciso, objetivo, centrado en puntos estratégicos, económicamente viable, flexible, y estar integrado a los procesos de trabajo. Entre los principales mecanismos e instrumentos de control se encuentran: manuales organizativos, procedimientos escritos, control interno, auditorías, control de presupuesto, contabilidad analítica, análisis de indicadores, entre otros.

Conocer de antemano los costos en los que se va a incurrir permite pronosticar el desembolso de dinero que ha de realizarse, permitiendo implementar políticas de control se costos, costeo de inventarios, planeación de presupuestos, fijación de precios de venta, entre otros. Los costos pueden considerarse PREDETERMINADOS cuando se conoce el costo previo a que finalice el proceso de producción, para lo cual se emplean ciertas técnicas de valuación predeterminadas.

Pueden ser:

Costos ESTIMADOS: Indica lo que “puede” costar un bien, es aquel valor aproximado que se asume debe costar un bien, en base a los datos de costos históricos y a experiencias anteriores similares.

Costos ESTÁNDAR: Representa el costo planificado para un producto, con el objetivo de ajustar los gastos a dicho costo planificado. Indica lo que “debe” costar el bien.

Los costos estándar le permiten a la gerencia determinar las metas a alcanzar respecto a sus gastos, así como también proporcionan las bases para la comparación de los costos pronosticados con los costos reales. Los costos estándar pueden usarse para el control y asignación de costos variables en función a la capacidad productiva.

98