El Proceso de Transformación Digital de los Negocios y Empresas

La transformación digital es una estrategia, es decir, el medio con el que vamos a conseguir los objetivos que nuestra empresa se haya marcado.

Lo primero que debes hacer es saber bien cuál es tu cadena de valor, pregúntate qué aportas al mercado y qué aportarías con la tecnología. Las empresas deben tener claro dónde están y cuáles son sus objetivos de negocio, principalmente basados en qué están haciendo sus competidores.

El proceso de transformación digital afecta a todas las esferas de una compañía: a la estructura organizativa, a los procesos de formación, a la relación con el empleado y con los accionistas, a la relación con los proveedores, a la información de gestión y a las herramientas de toma de decisiones, es decir, a la propuesta de valor de la compañía en toda su extensión.

No se trata simplemente de introducir más tecnología, sino de favorecer el cambio hacia modelos de negocio innovadores que tengan en cuenta de manera sistemática e integrada la digitalización de los productos, procesos y mercados.

La transformación digital es un fenómeno universal que está teniendo efectos masivos y determinantes en las personas, las organizaciones, los gobiernos y los Estados. Enfrentarse a un cambio tan generalizado no es fácil y requiere ante todo una toma de conciencia de lo que ocurre en el marco de la innovación tecnológica, pero también del comportamiento de las personas llamadas a gestionar la digitalización de las actividades, dentro y fuera de las empresas.

Internet ha digitalizado la sociedad y ha democratizado el acceso a la información. Ahora accedemos a muchísima más información que hace 20 años, conocemos precios, competencia, competidores alternativos, y tenemos incluso capacidad de reclamar online o publicar en redes sociales nuestro contento o descontento con un determinado producto o servicio. Antes esto era impensable.

La transformación de los negocios y su adaptación a los medios digitales es tan necesaria y debe ser tan profunda, que sólo las empresas que entiendan este cambio y hagan cuanto antes su paulatina adaptación hacia un entorno 100% digital, tendrán el éxito deseado y una importante ventaja en su sector; siempre y cuando el núcleo de este cambio sea el cliente y sus necesidades.

Las compañías exitosas están reinventando procesos, desafiando todo lo relacionado a un proceso existente y reconstruyéndolo usando una tecnología digital de vanguardia.

220